miércoles, 23 de marzo de 2016

Rollos de chocolate y anís

Ay ay ay cuanto tiempo sin hacer masas fermentadas, con lo que a mi me gustan y se que a vosotros también! Pero vuelvo al ataque por todo lo alto. Y es que quién le dice que no a uno de estos rollos de chocolate y anís? Desde luego yo no...y sacando el Sandro Rey que llevo dentro (muy pero muy muy en el fondo, no os creáis) vaticino que los queréis para merendar, así que vamos con la receta ;-)


ROLLOS DE CHOCOLATE Y ANÍS
. Para la masa:
- Ingredientes: (receta de base del taller de pastelería de Luis Olmedo)
    - 500g de harina de fuerza (13% proteína)
    - 18g de levadura fresca
    - 60g de azúcar
    - 10g sal
    - 140g de leche
    - 200g de agua
    - 1 cucharada de vainilla en pasta o extracto de vainilla
    -100g de mantequilla en pomada
    - 1/2 vaso de leche + 2 cucharaditas de azúcar para pincelar

- Elaboración:
    - Echamos la leche y el agua en un cuenco y deshacemos en ellas la levadura.
En un bol (el de la amasadora si disponéis de una) echamos la harina, el azúcar, la sal, la vainilla y la mezcla de líquidos con la levadura y amasamos con el gancho hasta que veamos que el gluten se desarrolla ( si observamos la masa, podremos ver como se va formando una malla, ése es el gluten).
En este momento añadimos la mantequilla en cuadraditos. Al principio nos puede parecer que la masa no la acepta, pero si seguís amasando veréis que se integra perfectamente.

Estas masas necesitan unos amasados largos, unos 15 minutos en la amasadora. Pero como el tiempo es orientativo, os diré que cuando la masa esté lista, veréis que ya no se pega ni al bol ni a las manos, que el gluten está muy desarrollado (si cogemos un trocito de la masa y lo estiramos entre los dedos, obtendremos una membrana) y su apariencia es lisa.

Colocamos la masa en un bol ligeramente untado con aceite y la tapamos con papel film (sin que toque la masa). La metemos en la nevera para que repose durante la noche ( un mínimo de 8 horas). Si tenemos prisa, en lugar de dejarla en la nevera, la dejaremos dentro del horno apagado durante 2 ó 3 horas, hasta que veamos que casi duplica su tamaño.



CREMA PASTELERA DE CACAO Y ANÍS:
- Ingredientes:
    - 250ml de leche
    - 3 anises estrellados
    - 4 cucharadas de azúcar
    - 1 cucharada de almidón de maíz (maizena)
    - 2 huevos pequeños
    - 1 cucharada de cacao en polvo sin azúcar (yo utilizo Valor)

- Elaboración:
    - Vertemos la leche en un cazo y echamos en ella los anises estrellados. Calentamos a fuego medio.
En un bol, echamos el azúcar, la maizena y el cacao y revolvemos todo con unas varillas para mezclarlos bien. Cuando la leche esté caliente, cogemos una poquita y la echamos al bol. Removemos con las varillas. A continuación, echamos los huevos de uno en uno, integrando bien el primero antes de añadir el segundo.
Cuando la leche empiece a hervir, retiramos los anises y vertemos el contenido del bol en el cazo y no paramos de remover hasta que espese.
Pasamos la crema a un cuenco, la tapamos con film y la metemos en la nevera para que enfríe y poder usarla.



. Formado y horneado de los rollitos:
    - Enharinamos levemente la superficie donde vayamos a trabajar y estiramos la masa dándole forma de rectángulo. Extendemos sobre ella una capa de crema de cacao al anís y la enrollamos por el lado más largo, apretando ligeramente para que no quede un rulo flojo.

Seguidamente cortamos el rulo en discos de unos 2 dedos de grosor. Podéis dejarlos en la bandeja del horno forrada con papel de hornear, meterlos en los huecos de una bandeja para cupcakes (como he hecho yo) o colocarlos en un molde mayor (como también he hecho).
Los pincelamos con la mezcla de leche y azúcar y los dejamos reposar dentro del horno apagado durante 1 hora. Veremos que aumentan su tamaño hasta duplicarlo.

Ya solo nos queda hornear los rollos con el horno precalentado a 180ºC durante 20- 25 minutos.
Cuando estén hechos, los dejamos enfriar 10 minutos en el molde y después desmoldamos para dejarlos enfriar completamente en una rejilla.



Ver lo tiernos que están, romperlos y observar su miga es una pasada, pero probarlos ya no os cuento! Y ese toque de anís le da un punto genial! Se mantienen muy bien durante 2 días si los conserváis en un recipiente cerrado, aunque os recomiendo consumirlos en el día, cosa que no es un problema, más bien lo difícil es no comérselos todos de golpe ;-)
Espero vuestros comentarios más abajo!

Abrazos

 

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...