sábado, 31 de octubre de 2015

Trenza brioche de jengibre, chocolate y nueces

¡Qué ganas tenía de enseñaros esta receta! Y es que además de ser una delicia y una preciosidad, está hecha con especial cariño y emoción, y os diré porqué.

Quiero presentaros a los chicos de Navidad a la carta, a los que he conocido durante las "mini vacaciones forzosas". Tienen un proyecto genial para las Navidades que están ya a la vuelta de la esquina.
Ellos hacen cartas personalizadas de sus majestades Los Reyes Magos y Papá Noel para los niños, que como ya os imaginaréis, quedan alucinados cuando las reciben...¡Imagináos esas caritas!
Así que cuando me propusieron colaborar con ellos, ¡me encantó la idea! Estaré colaborando durante estas Navidades, y esta es la primera receta, que también podréis encontrar en su blog junto con cantidad de ideas que harán vuestras Navidades más especiales.

El estreno, (o estrenazo mejor dicho) es con esta bonita trenza brioche de jengibre, chocolate y nueces, que recuerda inevitablemente al hogar, al calorcito que desprenden nuestros hornos y que tanto nos gusta ya, a las tardes de domingo de mantita y sofá cuando afuera está lloviendo y hace frío.
Perfecta para hacerla durante este otoño y como no, esta Navidad.
¡Vamos con la receta!





TRENZA BRIOCHE DE JENGIBRE, CHOCOLATE Y NUECES:
 . Para la crema pastelera exprés al chocolate:
 - Ingredientes:
    - 2 huevos pequeños
    - 1 cucharada de maizena
    - 3 cucharadas de azúcar
    - 1 vaso de leche
    - 4 onzas (o 2 tiras) de chocolate negro para postres

 - Preparación:
    - En un bol, echamos el azúcar y la maizena. Removemos bien con unas varillas para mezclarlos.
Vertemos la leche, reservando un dedo, en un cazo y añadimos el chocolate. Calentamos y removemos hasta que el chocolate se deshaga y la dejamos para que hierva.
Añadimos al bol el dedo de leche que habíamos reservado y removemos.Agregamos los huevos de uno en uno. No añadiremos el siguiente hasta que el primero esté integrado.
Cuando la leche empiece a hervir, vertemos la mezcla que tenemos en el bol y removemos con las varillas hasta que la crema espese. No debemos dejar que hierva. 
Una vez hecha, la pasamos a un bol, tapándola con papel film tocando la crema para que no forme costra y la dejamos enfriar en la nevera hasta que vayamos a usarla.

. Para la trenza:
- Ingredientres: (para un molde de 1150ml de capacidad)
    - 200g de harina de fuerza (12% de proteína)
    - 125g de leche entera
    - 40g de azúcar
    - 4g de sal
    - 8g de levadura
    - 1 cucharadita de jengibre en polvo
    - 35g de mantequilla en pomada
    - Nueces en trocitos al gusto
    - Crema pastelera al chocloate ya fría
    - ¼ vaso de leche para pincelar
    - 1cucharada de azúcar para pincelar 

- Preparación:
    - Lo primero que haremos será elaborar una masa previa con la leche templada y desmenuzando la levadura en ella. Removemos para disolverla y agregamos 65g de la harina. Volvemos a remover y la dejamos reposar tapada con un paño durante 30 minutos (unos minutos más si hace frío).

Con la masa previa lista, echamos en un bol el resto de la harina, el azúcar, la sal, el jengibre y la masa previa. Amasamos con los ganchos de nuestra amasadora hasta que tengamos una masa uniforme y veamos que el gluten se ha desarrollado (se pueden observar las fibras de gluten).
En este momento, añadimos la mantequilla y volvemos a amasar hasta que la masa tenga una apariencia lisa, sea elástica y ya no se pegue al bol.
Como ya sabéis, a mi me gusta acabar de amasar a mano, por un lado porque así dejo descansar mi máquina y por otro porque en verdad me encanta, así que este proceso lo hago mitad a máquina y mitad a mano utilizando el amasado francés o de Bertinet.

Dejamos la masa en un bol levemente untado con aceite y tapado con film en la nevera para que fermente durante la noche, sin olvidarnos de desgasar la masa a mitad de la fermentación (para ello solo debéis apretar suavemente la masa con la palma de la mano y escucharéis como sale el aire).

A la mañana siguiente, estiraremos nuestra masa (que habrá aumentado su volumen hasta casi doblarlo) formando un rectángulo casi tan ancho como el molde que vayamos a utilizar.

Untaremos la masa con una capa de crema pastelera de chocolate que tendremos ya fría y enrollamos por el lado más largo de la masa, obteniendo un rulo.
Partimos el rulo por la mitad a lo largo, quedándonos 2 cabos que enrollaremos entre si, haciendo la trenza.
Metemos la trenza en el molde, escondiendo las puntas por debajo y la dejamos fermentar en un lugar cerrado (dentro del horno apagado es perfecto) durante 1 hora y media.

Pasado este tiempo, pincelamos la trenza con una la mezcla de leche y azúcar y repartiremos por encima los trocitos de nueces.

La metemos en el horno precalentado a 180ºC durante 25 ó 30 minutos. Si vemos que nuestra trenza se dora demasiado por encima, bajaremos un poco la temperatura del horno y seguiremos hasta tenerla lista. 
Cuando esté hecha, la sacaremos y dejaremos enfriar 5 minutos en el molde y después sobre una rejilla.




¡Y listo! Tenemos una riquísima y bonita trenza perfecta para el desayuno y la merienda. Creédme cuando os digo que su sabor es estupendo, así que puede ser una opción muy buena para regalar o llevar a casa de amigos y familia cuando se nos presente una ocasión.

Hasta la próxima receta! Abrazos

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...